Publicaciones > Blog > DGT y Ayuntamiento quieren mejorar la seguridad vial en Barcelona con flotas conectadas
05/12/2019

DGT y Ayuntamiento quieren mejorar la seguridad vial en Barcelona con flotas conectadas

La Dirección General de Tráfico (DGT) y el Ayuntamiento de Barcelona han iniciado un proyecto piloto que predice el 80% de los posibles errores de los conductores que llevan instalado en su vehículo un sensor de proximidad de Mobileye. Estos dispositivos están colocados actualmente en unos 300 autobuses, furgonetas y coches de reparto, con la previsión de alcanzar los 5.000 vehículos en 2022. Además de alertar al conductor del potencial peligro, el dispositivo envía señales a un centro de control que monitorizan las incidencias y el tránsito en las calles de Barcelona, para posteriormente tomar medidas de mejora de la seguridad vial.


El dispositivo de Mobileye, una empresa israelí propiedad de Intel, rastrea los obstáculos que tiene el vehículo enfrente y a los lados, sea otro vehículo, un peatón o una motocicleta o bicicleta; e informa de la distancia a la que se encuentra el obstáculo a través de un piloto que se encuentra al lado del conductor y conectado con el dispositivo. La distancia al obstáculo se muestra en el piloto en segundos y también se emite una señal más o menos insistente según lo cerca que se encuentre.

En paralelo, el dispositivo de Mobileye envía regularmente señales de su posición y de los potenciales obstáculos e incidencias que encuentra a lo largo de su recorrido. Esta información vectorial, de muy pocos bytes, se envía a través de una tarjeta SIM a un centro de datos alojado en una nube. La información se procesa, junto a la de los otros vehículos que circulan por la misma zona y llevan el dispositivo, y se obtiene un mapa de los distintos flujos de tráfico en cada calle y si hay retenciones. Conforme haya más vehículos con el sistema de detección, más precisa será la información del tráfico de la ciudad y sus incidencias.



Además, la información que recogen los dispositivos se puede procesar para determinar si al lado del vehículo se acerca un peatón, una motocicleta o bicicleta u otro vehículo y mostrarla en una pantalla. Esta información no la tiene disponible el conductor, aunque en un futuro cercano, con un monitor y conexión de banda ancha en el interior del vehículo, se podría disponer de ella. Igualmente, se puede colocar a cada lado otros sensores adicionales para controlar los ángulos muertos, ya que el sensor del parabrisas cubre un poco más de 180 grados. La flota nueva de autobuses de Barcelona llevará, aparte del sensor central, sensores para los ángulos muertos o ciegos.

El Ayuntamiento de Barcelona ha llegado a un acuerdo para que varias empresas de reparto y mensajería incluyan el dispositivo de Mobileye en sus furgonetas, coches y camiones. De entrada, este mes de diciembre se cuenta con unos 300 vehículos conectados, de los cuales 85 son autobuses de Transportes Metropolitanos de Barcelona (TMB). Está previsto que el año que viene hayan 700 vehículos con el dispositivo (incluyendo los 105 nuevos autobuses) y para 2022 se calcula alcanzar los 5.000 vehículos conectados.



El proyecto define algoritmos que permiten analizar desde el centro de control las situaciones de riesgo potencial en las calles de Barcelona y mejorar la seguridad viaria en base a datos reales



El proyecto, denominado Autonomous Ready Spain, está liderado por la DGT y el Ayuntamiento de Barcelona, en colaboración con el proveedor de la tecnología Mobileye y de empresas públicas y privadas comprometidas con la pacificación de la ciudad, la seguridad de sus conductores y la protección indirecta de los usuarios más vulnerables. Su finalidad es preparar la ciudad para la circulación y certificación del vehículo autónomo y contar lo antes posible con una “flota segura”.

Una de las partes más destacadas del proyecto se basa en la definición de algoritmos que permiten analizar las situaciones de riesgo potencial en las calles de Barcelona. La información obtenida respecto a concentraciones de usuarios vulnerables (peatones, ciclistas y motoristas) solapada con indicadores registrados a partir de la circulación de los vehículos como frenazos bruscos, riesgo de colisión o atropello recogidos de manera anónima por el dispositivo de Movileye permitirán mejorar la seguridad viaria en base a datos reales, como informa el Ayuntamiento de Barcelona.

Pere Navarro, director general de la DGT, es consciente de que en los últimos años se ha mejorado mucho la seguridad de los conductores de vehículos, gracias a la incorporación de diversos sistemas, pero se ha hecho muy poco respecto a los peatones de circulan por la calle o usuarios vulnerables de las calzadas que van con motocicletas, bicicletas y, últimamente, patinetes. El ayuntamiento de Barcelona tiene previsto aumentar el número de carriles para bus y bicicletas y extender las zonas 30 y 50.



Con el dispositivo de Mobileye se pretende que los conductores adquieran unos hábitos de conducción más seguros, aparte de alertar del riesgo de colisión con otro vehículo, peatones y ciclistas



La asignatura pendiente de una ciudad como Barcelona, pero extensible a cualquier ciudad de cierto tamaño, es lograr mayor disciplina a la hora de circular por parte de conductores de todo tipo de vehículos, así como prohibir tajantemente que las bicicletas y patinetes invadan las aceras por donde pasan los peatones, como recomienda la DGT y se espera que muy pronto se apruebe la normativa. El aumento de la circulación de vehículos de todo tipo en las ciudades también debería provocar que se exija mayor disciplina a los peatones cuando crucen una calle y que se utilicen siempre los pasos de peatones y se respeten los semáforos.

Los cálculos realizados por la DGT y el Ayuntamiento de Barcelona apuntan que en los dos meses que viene funcionando este proyecto se ha contribuido a mejorar la seguridad vial en Barcelona, alertando de 668 potenciales colisiones de vehículos contra peatones o ciclistas. Cada día, la “flota segura” de vehículos con el dispositivo de Mobileye instalado recorren 45.000 kilómetros, hacen un mapa de la ciudad, recogen información del entorno y alertan de potenciales peligros u obstáculos en las calles de Barcelona, según la información facilitada.



En estos dos meses de prueba, los vehículos de flotas y transportes han detectado y geoposicionado la presencia de 37.000 ciclistas y 240.000 peatones en distintas calles de Barcelona, lo que significa que estos usuarios vulnerables han entrado en el campo de visión de alguno de los sensores instalados en los vehículos. En los casos de más riesgo, gracias a la tecnología de inteligencia artificial aportada, los dispositivos han emitido una alerta de accidente advirtiendo al conductor. Según los datos, esta alerta ha ayudado a evitar la colisión de los vehículos con un total de 668 usuarios vulnerables.

Con la incorporación del dispositivo de Mobileye, se pretende que los conductores adquieran unos hábitos de conducción más seguro. El piloto, además de alertar del riesgo de colisión frontal y de colisión con peatones y ciclistas, cada uno con su propio símbolo, al cabo de determinados segundos, lleva un indicador de velocidad máxima, un sistema de alerta y control de la distancia de seguridad y una advertencia de desvío de carril.

El sistema, Mobileye 8 Connect, es compatible con casi cualquier vehículo y las alertas son siempre en tiempo real, tanto de día como de noche. Según Gil Ayalon, director de Mobileye para la región de Europa, Oriente Medio y África, más de 25 fabricantes de automóviles internacionales confían en la tecnología de la empresa y más de 40 millones de vehículos la han instalado. El sistema no se vende de momento a particulares, sino a flotas y vehículos de reparto y transporte. El coste de instalación del sistema para flotas es de unos 850 euros.


Análisis

La decisión británica de prohibir los equipos de Huawei reabre el debate de las redes 5G seguras

El Gobierno británico ha prohibido a los operadores de su país que compren a Huawei cualquier tipo de equipo 5G a partir del próximo 1 de enero y que a finales de 2027 no quede en sus redes de telecomunicaciones ningún rastro de sus productos. De momento, los equipos de Huawei 4G y 3G instalados podrán continuar funcionando y ser mantenidos, pero queda en el aire lo que vaya a suceder con la infraestructura de fibra óptica del país, en gran parte instalada por Huawei, porque el Gobierno lo está “reevaluando”. De momento, Oliver Dowden, Secretario de Estado de Cultura, Medios y Deporte, reconoció ante el Parlamento británico que se espera que la decisión suponga “un retraso de entre dos y tres años en el despliegue de 5G” y que la factura total del reemplazo supere los 2.000 millones de libras. Dowden puso especial énfasis en desvincular la decisión de cualquier política interna realizada por China y aseguró que la seguridad de la red británica había sido reconsiderada por el Centro Nacional de Ciberseguridad (NCSC) en base al “severo impacto de las posibilidades de Huawei de suministrar equipos al Reino Unido”, en referencia a la prohibición estadounidense de que se venda cualquier chip a Huawei fabricado con equipos y patentes de compañías de Estados Unidos. El cambio de posición respecto a lo aprobado en enero por el Gobierno británico ha sido ampliamente interpretado como un intento de complacer a Estados Unidos, que quería incluso una prohibición total mucho antes de finales de 2027. Queda por ver cuál será la alternativa para tener la infraestructura totalmente fiable y segura que quiere el Gobierno.

Análisis

España, muy bien situada para aprovechar las capacidades de 5G

España es el país europeo que más fibra óptica ha desplegado en su territorio, con lo que está muy bien situada para aprovechar las capacidades que ofrecerá 5G en los próximos años, como argumentó Roberto Sánchez, Secretario de Estado de Telecomunicaciones e Infraestructuras Digitales, en la presentación online del último informe del Observatorio Nacional 5G, sobre estandarización y despliegue de 5G, que tuvo lugar el viernes pasado. “Tenemos una de las mejores redes de telecomunicaciones del mundo y estamos en un gran momento para aprovechar esta capacidad y la gran oportunidad que 5G ofrecerá a España en los próximos años”, aseguró Roberto Sánchez. Por su parte, Federico Ruíz, responsable del Observatorio Nacional 5G (ON5G), destacó “la enorme oportunidad económica que permite 5G, una tecnología que ya está aquí”. También recalcó que importa la cobertura, pero no se debe olvidar al humilde teléfono y las grandes posibilidades que ofrece, acrecentadas con la continua evolución tecnológica. El último informe de ON5G está ya disponible en su webhttps://on5g.es/wp-content/uploads/2020/06/ON5G_Informe-de-estandarizaci%C3%B3n-y-despliegue-de-5G-1.pdf.
También en https://on5g.es/informes/ y https://on5g.es/informes/regulacion/

Análisis

5G inicia una nueva fase con la aprobación definitiva del Release 16 por parte de 3GPP

3GPP, el grupo mundial que está desarrollando todos los estándares 5G, ha fijado este fin de semana la versión definitiva del Release 16 (R16), después de interminables reuniones que se han debido hacer online a causa de la pandemia y que han dificultado la toma de decisiones. Se completa así la esperada R16, tres meses después de la suspensión de toda reunión presencial. Con ella, se inicia la segunda fase de 5G con una serie completa de especificaciones 5G, que permitirá en unos meses la instalación de equipos y dispositivos de red que mejorarán y optimizarán algunas de las funciones ya presentes en la Release 15 e introducirán otras de nuevas. La R16 está considerada fundamental en el proceso de adopción de 5G, porque es la primera que contiene una descripción completa del sistema 5G y está destinada a ser entregada al IMT-2020. El proceso de fijación de estándares continuará con las Releases 17 y 18, con añadidos y mejoras adicionales, pero ahora ya se podrá trabajar con redes móviles 5G genuinas, con equipos definitivos, sin ninguna dependencia de las redes 4G aunque continuarán estando lógicamente relacionadas. Con la R16, 5G podrá tener el profundo impacto previsto en la industria de telefonía móvil en su conjunto y en distintos sectores verticales y especializados, tanto profesionales como de consumo.

Análisis

La industria de telecomunicaciones reclama mayor soporte de la UE para desplegar 5G y la fibra

La industria europea de telecomunicaciones considera que la infraestructura y los servicios de telecomunicaciones constituyen el núcleo central de la cohesión social y económica en la Unión Europea y que juegan un papel clave para desarrollar un potente ecosistema digital europeo y conseguir un liderazgo tecnológico global. Son, además, el instrumento fundamental para sacar a trabajadores y negocios de la crisis actual y lograr un crecimiento económico sostenible y duradero. Pero para acelerar la competitividad y la recuperación europea en sectores clave, incluyendo el cloud y el edge computing, y como imperativo para mejorar la educación y la formación en todos los países de la UE, la industria de telecomunicaciones reclama un mayor soporte e implicación en el despliegue de 5G y de la fibra óptica a las instituciones y Gobiernos respectivos, ahora que empieza un semestre decisivo para salir cuanto antes de la recesión económica y social bajo la presidencia alemana de la Unión Europea.

Análisis

EE UU insiste en su crítica a Huawei mientras la UE quiere contemporizar con China

Michael Pompeo, Secretario de Estado de Estados Unidos, emitió el miércoles de la semana pasada un breve pero duro comunicado sobre el peligro que supone para los operadores la dependencia de Huawei y la necesidad de que se mantengan “limpios”, en clara referencia al fabricante chino de equipos de telecomunicaciones. Justo anteayer, el Primer Ministro británico, Boris Johnson, dudó en atacar directamente a Huawei, pero al final aseguró que las infraestructuras nacionales críticas deben protegerse adecuadamente de los “vendedores estatales hostiles”, un calificativo para Huawei aún más fuerte que el anterior de “alto riesgo”. Mientras, la Unión Europea y sus principales países se mantienen cautos y evitan pronunciarse contra China y específicamente sobre los equipos 5G de Huawei, hasta encontrar una vía intermedia que sirva para contemporizar tanto con China como con Estados Unidos y, a ser posible, sacar el máximo beneficio. Lo que Josep Borrell, Alto Representante de la Unión para Asuntos Exteriores, ha definido como “a mi manera”, en alusión a la canción popularizada por Frank Sinatra hace medio siglo.

Análisis

Las operadoras reclaman un plan digital para acelerar la recuperación económica de España

Los máximos responsables de Telefónica y Vodafone España, entre otros, han reclamado la aprobación de un ambicioso plan digital que contribuya a acelerar la recuperación económica de España. “La digitalización aparece, junto a la sostenibilidad, como el gran motor de la reactivación económica, ya que tiene la capacidad de impulsar nuevos modelos de negocio que optimicen los costes y abran nuevas fuentes de ingresos”, aseguró José María Álvarez-Pallete, presidente de Telefónica, en su reciente junta anual de accionistas. Por su parte, António Coimbra, consejero delegado de Vodafone España, urgió la adopción de un plan integral para actualizar y extender las redes de muy alta capacidad fijas y móviles en la cumbre de la CEOE de hace una semana. El presidente de Telefónica está convencido, además, de que soplan nuevos aires en Europa que permitirán una mayor consolidación del sector de telecomunicaciones y aflorar el valor oculto que tienen muchas operadoras europeas, lo que a su vez aseguraría su rentabilidad y el mantenimiento de sus inversiones.