Publicaciones > Blog > Cae el mercado de smartphones, a la espera de los modelos 5G de 2020
14/08/2019

Cae el mercado de smartphones, a la espera de los modelos 5G de 2020

El mercado global de smartphones caerá previsiblemente el 2,5% este año, el peor declive de la historia, según la consultora Gartner. Esto hará que las ventas mundiales de smartphones estén por debajo de los 1.500 millones de unidades, cuando en 2017 superaron ligeramente los 1.600 millones.


Varios factores explican la caída, como la falta de mejoras reales que justifiquen la renovación o que ya son nueve los trimestres consecutivos de bajada de ventas en un mercado clave como China. Pero también es atribuible a que los consumidores de smartphones de muy altas prestaciones esperan el año que viene para tener un modelo 5G.

La caída de ventas globales de smartphones en unidades no es nada nueva, pero la facturación se había más o menos mantenido gracias a la incorporación de pantallas más grandes y más memoria y al alza desmesurada de los precios de los modelos de muy altas prestaciones, especialmente por parte de Apple y Samsung. La caída del 12% de la facturación de los modelos iPhone de Apple en el segundo trimestre (y del 14% de las ventas, según las consultoras, porque Apple no ya desglosa los iPhone vendidos) revela la dura situación del mercado para los fabricantes de smartphones, aunque Apple ha maquillado las cifras con una mayor facturación de los servicios. Apple siempre ha sido el referente en smartphones.

Samsung espera un repunte de sus ventas con la reciente presentación del Note 10 y especialmente con el Fold que introducirá en septiembre, el modelo de pantalla plegable que debió retirar en abril por problemas en la bisagra que ahora asegura ha resuelto. El precio fijado, en torno de los 2.000 euros, le puede devolver algo de prestigio innovador a la empresa coreana, pero difícilmente resolverá la continua bajada de unidades de la gama Galaxy, su buque insignia, y de la caída de rentabilidad de sus smartphones.



El Galaxy S10 5G de Samsung es el modelo 5G más exitoso, especialmente en Corea del Sur, pero este año la compañía venderá solo unos pocos millones de unidades, como les pasará a LG, Xiaomi y el resto de compañías que comercializan modelos 5G. Hay que tener presente que el año pasado Samsung vendió un total de 290 millones de smartphones, seguidos prácticamente al alimón por Huawei y Apple, con 206 millones de unidades cada uno de ellos. Por muchos millones de smartphones 5G que se vendan en esta segunda mitad del año, palidecerán frente al total previsto para 2019, que rozará los 1.500 millones de unidades (aunque las cifras de las consultoras bailan porque unos cuentan unidades realmente vendidas y los otros entregadas a los operadores y tiendas).



Las ventas ya caían en unidades, pero la facturación se mantenía gracias al incremento de precios



Samsung ha logrado, en los últimos trimestres, unas ventas de smartphones muy estables, en torno a 75 millones de unidades trimestrales desde hace más de dos años, debido a su catálogo muy diversificado y a su buena relación entre precio y prestaciones de su gama media. Apple, en cambio, ha concentrado tradicionalmente su pico de ventas en el último trimestre, al rebufo de sus novedades típicas de septiembre, pero seguido con bajadas trimestrales. El resultado que obtenga Apple este cuarto trimestre revelará la profundidad de la crisis del mercado de smartphones y de la propia Apple, cuando además no tiene ningún modelo 5G previsible a doce meses vista; como pronto, para las Navidades de 2020.

Evolución ventas de smartphones por marcas (fuente: Canalys)

Mientras, el foco se centra en Huawei. La compañía china, pese al veto de Estados Unidos y sin presencia en Norteamérica, ha aumentado las ventas de smarpthones el 24% en esta primera mitad del año. Su fuerte crecimiento, del 31%, en un mercado en contracción como el chino, que encadena nueve trimestres consecutivos de ventas unitarias a la baja, justifica este aumento. El crecimiento de Huawei, lógicamente, se ha hecho a costa de sus competidores: Oppo, Vivo, Xiaomi y Apple, que han caer sus ventas en la primera mitad entre el 14% y el 20%. Samsung, como LG, apenas cuentan en China.



En 2020, el precio de los smartphones 5G se reducirá a la mitad respecto al actual



La incógnita es qué pasará en el mercado chino a partir de septiembre, cuando está previsto que empiecen a funcionar las redes 5G. China es un mercado de unos 100 millones de smartphones trimestrales por lo que, a poco éxito que tengan los modelos 5G en el último tramo de 2019, se pueden colocar más millones de unidades que en todo el resto del mundo con redes 5G, especialmente mientras Japón no encienda sus redes 5G. Para Huawei, China es la gran oportunidad para despegar con los equipos y terminales 5G.



Habrá que esperar, sin embargo, a que termine 2020 para tener una radiografía mínimamente precisa de la evolución de las redes y terminales 5G durante el próximo lustro. La consultora taiwanesa Digitimes Research prevé unas ventas de entre 100 y 150 millones de smartphones 5G durante 2020, cerca del 10 por ciento del total. Y estiman que su precio medio bajará por lo menos la mitad respecto al actual, que está por encima por encima de los 1.000 euros. Su concreción a medida que avance 2020 mostrará la realidad de la tecnología 5G en cuanto al consumo.

De todas formas, es prácticamente seguro que a partir de 2021 habrá un impulso decidido de las ventas de terminales 5G. Según la consultora Canalys, este año las ventas de smartphones 5G oscilarán en torno al 0,9% del total, de 13 a 15 millones, mientras que se prevé que el total acumulado de ventas de smartphones 5G entre 2020 y 2023 será de 1.900 millones de unidades, más que todos los smarpthones vendidos en los últimos años. El despegue se producirá a partir de 2021, cuando el 27,3% de los smartphones serán 5G y seguirá el 2022, con el 39,5%. En 2023, siempre según los cálculos de la consultora, se venderán más smartphones 5G, el 51,4%, que del resto. También Gartner estima que en 2023 las ventas de smartphones 5G supondrán el 51% del total.

Evolución ventas smartphones según tecnología (fuente: Canalys)

Los porcentajes esbozados para las ventas de smartphones 5G son halagüeños, pero habrá que esperar las cifras absolutas reales, porque un desplome serio de los smartphones 4G cambiaría el panorama, como también el precio medio de venta de los smartphones 5G, y de los 4G a partir del año que viene. El panorama, en cualquier caso, se presume muy complicado para los fabricantes y para las operadoras, deseosas de mantener, al menos, sus márgenes con el despliegue de 5G.


Análisis

Los proyectos de IoT crecen a buen ritmo, pero sin estrategia clara ni personal cualificado

El presupuesto global en proyectos IoT superará el billón de dólares en 2022, con un aumento entre este año y 2023 del 12,6% anual, según el último estudio de la consultora IDC. A pesar de las buenas perspectivas que denota este crecimiento, crece la preocupación por la falta de estrategia de muchas empresas en lo concerniente a IoT y de su excesivo optimismo sin un fundamento claro, aparte de la falta de personal cualificado, como revela un amplio estudio realizado por Microsoft.

Análisis

Los operadores tienden a compartir sus torres de móvil y hacerlas más autónomas

La tendencia de los operadores de telefonía móvil a compartir sus antenas y torres de telecomunicaciones con otros operadores va al alza, al igual que segregar sus infraestructuras móviles o alquilarlas a otros operadores especializados en la propiedad y gestión de las antenas y torres, tanto de redes 4G como 5G. El uso más compartido de las infraestructuras móviles hará que su gestión y propiedad dependa menos de los operadores y su diseño sea más versátil, para ajustarse a las distintas necesidades de cada operador que las utilice.

Análisis

Wi-Fi 6 se erige como el complemento esencial de 5G, sobre todo en interiores

Wi-Fi 6, la última encarnación de la tecnología inalámbrica Wi-Fi, se prevé que tenga incluso más éxito y sea más utilizada que sus versiones anteriores a partir del año que viene, cuando la normativa que la regula estará totalmente aprobada y se encontrarán en los comercios múltiples productos de distintos fabricantes. Aunque se debata la cuestión, la mayoría de expertos está de acuerdo en que 5G y Wi-Fi 6 crecerán y coexistirán a lo largo de la próxima década y ambas tecnologías serán muy complementarias, cada una con un uso bastante definido pero con un cierto solape entre ellas en varias aplicaciones.

Análisis

AT&T se apoya en IBM y Microsoft para virtualizar su red y poner en la nube sus servicios

Los operadores de telecomunicaciones hace tiempo que están externalizando sus centros de datos y situando sus capacidades de red y distintos servicios en la nube, con el objetivo de lograr más flexibilidad de funcionamiento, menores costes operativos y mayor agilidad a la hora de añadir capacidades en los puntos de mayor demanda. Telefónica, sin ir más lejos, hace años que se mueve en esta dirección, como lo está haciendo la mayoría de operadores, y el desarrollo de las redes 5G no hace más que acelerar esta estrategia. Pero es ATT, con sus recientes acuerdos con IBM y Microsoft, quien está liderando esta tendencia.

Análisis

Three agita el mercado lanzando un servicio 5G fijo en el Reino Unido

El operador británico Three introdujo el pasado 19 de agosto un servicio de acceso fijo a redes móviles 5G, más conocido por sus siglas 5G FWA (de Fixed Wireless Access). Inicialmente cubrirá algunas partes de Londres, pero se quiere extender a otras ciudades británicas antes de fin de año. El precio es razonable, 35 libras mensuales (38 euros) con datos ilimitados y al menos un año de permanencia. La puesta en marcha de este servicio añade competencia a las incipientes redes móviles 5G que EE y Vodafone están desplegando en el Reino Unido y a las previstas este otoño por O2 y también Three, así como las redes de banda ancha por cable y fibra.

Análisis

Las primeras redes 5G son rápidas, aunque menos de lo previsto

El balance que ofrecen las primeras redes 5G en funcionamiento desde hace más de tres meses es bastante desigual. Las velocidades máximas de descarga conseguidas en Corea del Sur, Estados Unidos y Suiza son mucho más elevadas que las comparables con 4G, aunque en las redes 5G desplegadas en la Unión Europea apenas hay diferencia de velocidad y muy poca cobertura real y estabilidad, según las mediciones realizadas por las consultoras Opensignal e IHS Markit. Las redes 5G de Corea del Sur y de Suiza son las que consiguen una media de velocidades de carga y descarga más elevada, mayor cobertura y conexión más fiable. Aún así, los consumidores coreanos están molestos porque no aprecian gran diferencia respecto a sus excelentes redes 4G.